El Maestro Imprimir E-mail
 
 
La palabra maestro viene del latín magister –el que está más experimentado en alguna actividad y por ello lidera, dirige y ordena-. Esta palabra tiene dos componentes: magis que quiere decir ?más’, lo cual nos resulta familiar por la espiritualidad ignaciana que busca siempre lo que más conduce para lograr el fin para el que somos creados, ser más para servir mejor… El otro componente es el sufijo –ter que denota contraste. En conclusión, el maestro es una persona que se destaca por contraste con otros (cfr. http://etimologias.dechile.net/?maestro).
 
Otra pista para nuestra reflexión, tal vez la más importante, nos viene del evangelio. Aquí Jesús es conocido como Maestro. En muchas ocasiones varios personajes se dirigen a él llamándolo así. Jesús se refiere a sí mismo como maestro (Cfr. Juan 13, 13.14). Mirando a Jesús Maestro, podemos entender cuál es el más (magis) propio suyo. En otras palabras, cómo es Jesús Maestro, cómo se destaca Jesús por contraste con la cultura dominante en la que él vivía.
 
Jesús se destaca en autoridad. En Marcos 1, 22, el evangelista afirma que la gente se asombraba de su enseñanza, “porque les enseñaba como quien tiene autoridad y no como los escribas”. Autoridad no es igual a poder. Autoridad viene de autor. Para tener autoridad es necesario ser autor de la propia vida, es decir, vivir conforme a lo que enseña. Por ello la autoridad se tiene cuando se testimonia con la propia vida lo que se dice. Esta enseñanza traspasa y configura la propia vida de quien enseña. Esto hace que Jesús se destaque en comparación con los “doctores” de su tiempo que no vivían lo que enseñaban.
 
Jesús se destaca en la acogida y cercanía a las personas que en su tiempo estaban marginadas de la salvación ‘oficial’ de su tiempo. Las autoridades judías excluían de actividades religiosas y sociales a las mujeres y a los niños, a los enfermos considerados pecadores, especialmente los leprosos, considerados todos impuros. Por ello eran también empobrecidos. Jesús se destaca en incluir a los más frágiles y débiles de su sociedad.
 
Por tanto, el Maestro es el que más compasión y misericordia tiene con su prójimo y se destaca por ello, al estilo de Jesús. Con razón el Papa Francisco a un grupo de profesores, educadores y formadores les pide “amar con mayor intensidad a sus estudiantes más difíciles, más débiles, más desfavorecidos”… “amar más a los estudiantes que no quieren estudiar, aquellos que se encuentran en condiciones de privación, los discapacitados y los extranjeros, que hoy son un gran desafío para la escuela” (https://www. aciprensa.com/noticias/papa-francisco-explicacomo-ser-un-buen-maestro-catolico-22178).
 
En Jesús tenemos el prototipo de ser humano. Se destacó en auténtica humanidad, que es aquella que se deja traspasar por Dios mismo, que nos crea como hombres y mujeres nuevos permanentemente. Jesús se destaca en construcción de humanidad justa, solidaria, compasiva, amorosa y agradecida. En esta sentido, Jesús es Maestro: el que más humanidad aporta a nuestra historia.
 
Maestros, entonces, debemos ser todos en el sentido que hemos hablado aquí. Todos, en nuestra Organización VID debemos ser maestros en el servicio, destacarnos en la cercanía cálida y en la atención de calidad. Pero de manera muy especial me refiero a aquellos que por vocación dedican la vida a la formación de muchachos y muchachas. Estos deben ver en sus maestros, personas destacadas en humanidad, al estilo de Jesús. Su testimonio es el que más forma, más que todos los conocimientos que puedan transmitir, si es que este término se puede usar hoy en una sana pedagogía. Para definir la tarea de los maestros, dice el Papa Francisco, que son "Artesanos de humanidad y constructores de la paz y el encuentro" (https://steemit.com/cervantes/@eldiariodemary/mensaje-del-papafrancisco-a-todos-los-maestros-en-su-diaartesanos-de-humanidad-y-constructores-de-lapaz-y-el-encuentro).
 
El 9 de mayo celebramos 82 años de la Congregación Mariana. Damos gracias a Dios y a nuestra Madre María por todos estos años de servicio y entrega que queremos cada día potenciar en un auténtico y pertinente beneficio social
en las áreas en que estamos trabajando.
Unámonos en gratitud y compromiso.
 
 
José Roberto Arango Londoño, SJ.
Director General
Congregación Mariana

 
 

Noticias

¿Sabes qué es liquidar la sociedad conyugal?
 
 
Es la acción de separar equitativamente los bienes y gananciales, como también las deudas que fueron adquiridas durante el matrimonio o durante la relación de convivencia. En ocasiones esta repartición puede ser de común acuerdo o, por el contrario litigioso, es decir, por vía judicial.
Leer más...
 
¡En nuestra obra Atardeceres VID ya cuidamos a 56 adultos mayores!
 
 
Construir una Obra pensada para el Adulto Mayor fue un sueño en el año 2010, durante los años 2012 y 2014 se materializó esa idea y se inauguró el proyecto; y para enero de 2015, se inició su funcionamiento con la primera usuaria, la congregante Esperanza Jaramillo Laverde.
Leer más...
 
  • Facebook Page: 361715767186091
  • YouTube: CongregacionMariana
 
 
 
 
 

Menú principal

Nuestras obras